lunes, 3 de octubre de 2011

Tengo que seguir esforzandome aun mas si cabe


Después de la media maratón disputada ayer, hoy tocaba salir a correr y comenzar a recuperar las piernas. Las sensaciones de ayer, ya os lo conté, fueron malas y hoy quería comprobar si me habían dejado secuelas en lo físico y en lo psíquico.

Comencé mi rodar a las 9:00 h, era un rodar cansino, como el de alguien agotado, falto de energía y lo peor de todo, falto de alma. Trataba de analizar lo sucedido ayer, porque no pude correr como me hubiera gustado, donde estaba el fallo o los fallos (seguro que fueron mas de uno). Me percate de que me encontraba enfadado conmigo mismo, me había fallado y no había ya mas excusas a las que agarrarse. Por momentos quería cobrar venganza, someter a mis piernas, corazón, pulmones a un ejercicio intenso para que escarmentaran y no volvieran a dejarme en la estacada. Con estos pensamientos transcurrían los kilómetros, llenos de ira contra uno mismo.

Me molestaba no tener dolor alguno, no presentar respiración agitada, tener una frecuencia cardiaca por debajo de 140 lpm. No entendía porque hoy, precisamente hoy, me encontraba en mejores condiciones físicas que ayer. Sabia que el ejercicio era mucho menos exigente, pero tenia que pasarme factura el derroche de energías hecho ayer...

Poco a poco las endocrinas fueron haciendo su efecto. Mi ira se fue aplacando y mis pensamientos se fueron tornando en algo mas positivo. Me di cuenta que debía de estar agradecido a mi cuerpo por haber aguantado hasta el final en una dura prueba como ayer, si haberme tenido que parar andar. Me di cuenta que hasta en un día malo, yo podía terminar una media maratón sin morir en el intento. Que he aprendido a correr largas distancias sin lesionarme, que puedo seguir corriendo, que es en definitiva de lo que se trata y que llegaran mas pruebas donde mostrar mi valía. Todavia estoy por correr mi prueba, esa en la que todo salga bordado, esa en la que lleve un ritmo endiablado, esa en la que sorprenda a propios y extraños. Llegara, estoy convencido de ello y voy a entrenar duro para que eso mismo suceda en mas de una ocasión.

Rendirse jamas, eso no va conmigo. Exigirme a mi mismo, si, mucho, porque si no me exijo, me relajo y me vuelvo conformista y yo no soy nada conformista. Creo en el trabajo, creo en el esfuerzo, pero también creo en la recompensa. Me llegara, no tengo ninguna duda.

KILOMETERTIMEAVG.PACEAVG.HR
15:385'38"/km136bpm
211:025'24"/km143bpm
316:245'22"/km140bpm
421:575'33"/km136bpm
527:295'32"/km136bpm
633:025'33"/km146bpm
738:355'33"/km-1bpm
844:045'29"/km142bpm
949:395'35"/km148bpm
1055:135'34"/km144bpm
111:00:365'23"/km144bpm
121:06:055'29"/km145bpm
131:11:395'34"/km148bpm
141:17:105'31"/km146bpm

4 comentarios:

  1. Esa prueba "perfecta" llegará. A veces parece que es imposible, pero llegará ese día en el que todo encaje y consigas pasar por meta y disfrutar una satisfacción inenarrable.
    Saludos

    ResponderEliminar
  2. A primeros de año estuve 5 meses lesionado, hubiera dado lo que sea por haber podido correr aunque solamente fuera trotando alguna carrera, eso es lo importante, aunque la verdad es que luego de esto no nos acordamos. Llegará ese día en que todo cuadre, mientras tanto demos gracias simplemente por poder hacer lo que nos gusta.

    ResponderEliminar
  3. Juan Pedro, sabes que me gusta discrepar y como no podía ser de otra manera, en este caso....discrepo :D

    Creo que tu problema no es no esforzarte demasiado, sino todo lo contrario. Los que te seguimos en el blog, y te conocemos de cerca, sabemos que estás haciendo unos entrenamientos durísimos, para cualquiera, y más todavía para alguien con un trabajo exigente como el tuyo/nuestro.

    En mi humilde opinión, no le estás dando la importancia que se merece al descanso. En este caso, menos es más. Los periodos de descanso, en ciclos tanto cortos como largos de la temporada son imprescindibles para obtener la sobrecompensación y la mejora que se espera del entrenamiento.

    Entiendo que estés motivado co tu primer maratón, (no es para menos), pero quizás deberías relajarte un poco y dar mas tiempo a la recuperación. El sobreentrenamiento puede darte muchos problemas, de rendimientos por debajo de los esperado asi como en forma de lesiones.

    Una actitud mas "distante" puede hacer en contra de los esperado, que tu mejoría sea aún mayor de los que es.

    Una manera de comprobar si uno está sobreentrenado, es tomarse la frecuencia basal, (recien despierto, en la cama, casi sin moverse), si tiende a subir es señal de que estamos pasados de rosca.

    Una frecuencia cardiaca que no sube a pesar de ir esforzándonos a tope es otro signo de lo mismo, (a pesar de que se tiende a interpretar al revés), de que estamos entrenando por encima de nuestras posibilidades.

    Es mi consejo, relájate, no seas tan exigente contigo mismo y con tu organismo, dale el descanso que se merece y verás como respondes de acuerdo al esfuerzo que estás realizando y como el máquina que todos sabemos que eres.

    Un saludo y ánimo!

    P.D.: correr una media después de una guardia, (ni aun siendo buena), es otro motivo más que suficiente para que no salgan las cosas como habíamos planeado.

    ResponderEliminar
  4. Quizas tengas toda la razón Joaquin, quizás no le halla prestado la atención suficiente a los descanso. Ayer no corrí, también es verdad que entre a las 8 am a trabajar y termine mi quirófano de cirugía cardiaca a las 21 h, si salgo a correr no veo a mi familia.

    Mi frecuencia cardiaca en reposo es de 70 lpm, al igual que siempre. Recupero bien tras hacer series o tiradas. Puede que ando sobreentrenado, no digo que no, pero sigo con ganas de correr y con ganas de mejorar.

    Creo que se dieron en la carrera diferentes circunstancias y no me salió el día, bueno pues en otra carrera ser. Ahora a seguir disfrutando de nuestras carreras. Saludos

    ResponderEliminar